Linux en todas partes

Una de las conclusiones a las que he llegado a lo largo de todos estos años de inmersión linuxera es que la dificultad más grande con la que se encuentra un usuario al empezar a usar un sistema operativo distinto no es otra cosa que la curva de aprendizaje.

Tener que desenvolverse en un entorno de trabajo desconocido supone, sin duda alguna, el principal obstáculo a la hora de cambiar de sistema. Somos cómodos. Nos gusta no cambiar las cosas que conocemos, aquellas que se supone que funcionan como es debido, pero con esa actitud nos perdemos la posibilidad de descubrir otras cosas que pueden funcionar tan bien o mejor que las primeras.

Es por ello que tengo la certeza de que es ese, y no otro, el principal motivo por el que Linux puede resultar abrumador en un principio. Muchas opciones distintas para elegir, nuevos hábitos de trabajo, nuevo entorno de escritorio,... Linux no es un sistema operativo difícil de manejar. Al menos no más que Windows. Sencillamente es distinto.

Y en contra de lo que muchos podáis pensar, Linux nos rodea. Está en muchos más dispositivos de los que os podéis imaginar. Es la herramienta responsable que hace funcionar cosas importantes de nuestro día a día. Por poner algunos ejemplos, la bolsa de Nueva York (WallStreet), la bolsa de Londres (London Stock Exchange), Google, Facebook y hasta el DataWareHouse de Mercadona (sí, Mercadona) donde se almacena cada una de nuestras compras funcionan internamente con GNU Linux.


Otros, como el gigante de la automoción Toyota, que alcanzó un acuerdo con la Linux Foundation para incorporar GNU Linux a los sistemas informáticos de sus nuevos coches, o el tren bala japonés funcionan también con Linux.


Y por supuesto el CERN, el mayor centro de investigaciones científicas de Europa, trabaja, como no podía ser de otra forma, con GNU Linux.


Y entonces ¿por qué resulta relativamente complicado encontrar ordenadores personales que vengan con Linux como sistema operativo? Pues sencillamente porque los acuerdos comerciales que los distintos fabricantes de hardware y cadenas de distribución tienen firmados con Microsoft e Intel han frenado la incursión de Linux en los ordenadores de escritorio. Por fortuna esta tendencia, aunque lentamente, va cambiando.

¿No os animáis a dar el salto? Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

9 comentarios:

  1. Courage dijo:

    Ahora que me acuerdo, acabo de llegar del instituto (y de acompañar a dos nenas a la parada del autobús jeje) y allí en los ordenadores (de la época de los neanderthales) utilizan Linux, en concreto Max, nuestra distribución madrileña, aunque no me gusta mucho que digamos.

    De todas maneras, ¿te imaginas si en este tren ponen W$? jaja

  2. Jabba dijo:

    Lo que me imagino es la cara que pondría más de uno si les saltara el temido pantallazo azul :)

  3. No estoy de acuerdo: La incursión de Linux en los ordenadores de los usuarios no esta limitada por los acuerdos de entre Windows, Empresas de Hardware e Intel.

    Su verdadero freno es la falta de programas equivalentes con las tecnologías de punta mas usadas en Windows (Adobe, Corel, Visual Studio).

    Y algo triste, a pesar de que Linux se presume como gratis y de código fuente abierto, su programación en C++ es la mas complicada y poco documentada. De ahí que los usuarios no puedan crear una verdadera comunidad de código abierto, dejando la programación solo al alcance de las empresas.

  4. Se me olvido: Si alguien tiene intenciones de programar y migrar a Linux, recomiendo ampliamente Suse Linux:

    http://www.suse.com/

  5. Courage dijo:

    Hombre tampoco a un usuario normal le interesa algo más que entrar en el "Féisbuq" y poco más...

  6. Dirtyboss dijo:

    Es interesante ver como poco a poco va creciendo e incorporandose a lugares importantes.

    se me hizo curioso el comentario que hizo el compañero CienciasMagicas:Su verdadero freno es la falta de programas equivalentes con las tecnologías de punta mas usadas en Windows (Adobe, Corel, Visual Studio).

    Probablemente ese sea solo un detalle pero me pregunto: cómo entonces Linux puede estar en los lugares que Jabba mencionó? En la bolsa de valores, en Toyota, el tren vala, en CERN. Etc. etc. Creo que en esos lugares también usan "tecnologia de punta" y probablemente hasta mas avanzada y al parecer les ha funcionado excelente el sistema.

    Yo pienso que es como lo dijo Jabba: Somos cómodos. Nos gusta no cambiar las cosas que conocemos.

    Saludos

  7. Jabba dijo:

    @Ciencias Mágicas: aunque es muy interesante tu planteamiento he de decir que coincido con lo que expone Dirtyboss que va muy en la línea de lo que expongo yo en el post.

  8. Bueno, lo que pasa es que yo nunca dije que las mencionadas por Dirtyboss no fueran tecnologías de punta.

    Es solo que cuando un usuario compara la interfaz de Gimp con Photoshop CS5 o Pain Shop PaintShop Pro 14, pues como que la cosa es mas que dispareja.

    Pero insisto, esto no debiera de ser así, pues si la programación de Linux no fuera tan censurada (Por sus propios creadores), fuera ampliamente documentada: Cualquier usuario podría cambiar la interfaz.

  9. Jabba dijo:

    Eso es cierto, pero no te limites sólo a la interfaz, ¿acaso Photoshop es más potente que GIMP como herramienta de edición? Puede que tenga una interfaz más amigable, sí, pero sólo faltaría que no fuera así teniendo en cuenta que tendrá un equipo de desarrollo centrado exclusivamente en eso, algo que evidentemente también pagas en el precio al comprarlo:

    http://www.adobe.com/es/products/photoshop.html

    Pero al mismo tiempo coincido contigo en que sí, que seguramente habría maneras de facilitar la programación en Linux y hacerla más "accesible" a cualquier programador.

    Saludos ;)

Deja tu comentario:

Procura que tu comentario esté relacionado con esta entrada y no olvides revisar la ortografía. Estás en tu perfecto derecho de comentar anónimamente, pero por favor, escribe con respeto y educación. Los comentarios que incumplan estas normas básicas de civismo serán eliminados sin previo aviso ni piedad.

Bajar inicio